El burlador de Sevilla: Escrita por Tirso Molina: Resumen y Análisis

Análisis y Resumen: El burlador de Sevilla

Tirso de molina - el burlador de sevillaTirso de Molina es considerado como uno de los más grandes dramaturgos del Siglo de Oro español y es más recordado por su obra El burlador de Sevilla, con el que presentó su más conocido personaje, el seductor don Juan, al público europeo. Influenciado en gran medida por el más famoso y prolífico de los dramaturgos del Siglo de Oro de España Lope de Vega, Tirso se destacó por escribir comedias, dramas que combinan tragedia con humor burlesco que a menudo cuestionan muchas de las tradiciones morales y sociales consagradas por el tiempo. Varias de sus ochenta obras que sobreviven son alabadas, igualando la mayor obra de Shakespeare, sobre todo en lo que respecta a la trama y el desarrollo del carácter.

En el transcurso de la obra, el héroe (o villano, dependiendo de cómo se mire) seduce a cuatro mujeres. Dos son las damas nobles, Isabela y Ana, y las otras dos son una pescadora, Tisbea, y la otra campesina, Aminta, donde la primera víctima de Don Juan es Isabela. La obra se abre con una cita de enamorados en la oscuridad, en la cual Isabela está tratando de ver el rostro del hombre que ella cree que es su amante, don Octavio, pero queda sorprendida cuando su Octavio resulta ser don Juan.

Ella pide ayuda, pero el rey quiere que el asunto sea tratado en voz baja, ya que lo que le interesa es evitar un escándalo, dejando el asunto en manos de Don Pedro, el tío de Don Juan, que no tiene ninguna intención de arrestar a su sobrino o castigarlo por arruinar la vida de Isabela, pero en cambio sugiere una forma para que él se escape.

Cuando el Rey regresa, Pedro le miente, diciéndole que se trataba efectivamente de Octavio el que estaba con Isabela, obligándolo inmediatamente a restaurar su honor casándose con ella. Isabela acepta esto como una manera razonable para llevar a cabo sus planes de casarse con él, pero a pesar de la citación del Rey, Octavio se aparta de España, con la creencia de que Isabela ha sido capturada con otro amante, no deseando casarse con ella si ese era el caso.

La ubicación se traslada ahora a la orilla del mar en Tarragona donde se encontraba la pescadora Tisbea. Aquí ella dice tener ofertas rechazadas de amor de todos los pescadores, prefiriendo su vida solitaria y la libertad. Al final de su soliloquio, ella espía a un hombre que se ahoga cerca de la costa, llamando inmediatamente a los pescadores en busca de ayuda. Don Juan es rescatado, encontrándose en los brazos de Tisbea, quien al hablar con su suave voz, hace que el caiga al instante ante su salvadora, alabando su belleza y prometiendo devoción a ella.

El burlador de Sevilla: segundo acto

En el segundo acto Isabela se compromete en matrimonio con don Juan cuando el Rey se entera que fue él quien la sedujo.

En Sevilla, el rey Alonso de Castilla promete a don Gonzalo un buen matrimonio para su hija Ana con el marqués de la mota como recompensa por los éxitos en su batalla. Don Juan al enterarse de lo sucedido se aprovecha y se hace pasar por él, enamorándola y cautivándola, pero ella descubre inmediatamente el engaño dando aviso a su padre, el cual discute con él y en un forcejeo Juan lo mata. Mota es arrestado por la muerte de Gonzalo porque Juan se había vestido como el para engañar a Ana cuando huyó de la escena del crimen.

“El burlador de Sevilla” ses un libro realmente encantador, el cual no pueden dejar de leerlo, ya que está lleno de intriga, amor y suspenso. Realmente es una obra muy bien escrita.